• Sport&Horse

5 consejos para una buena alimentación

Actualizado: jul 28

La salud gástrica y digestiva es muy importante para el bienestar de nuestro caballo. Son animales que tienen una digestión bastante sensible y por lo tanto debemos cuidar muy bien la alimentación. (Como cada caballo es diferente, la alimentación se debe mirar individualmente para cada caso pero hoy os queremos recordar 5 aspectos básicos que ayudarán a que el caballo esté en su mejor forma. 


1️⃣ Escoger pienso y forraje de buena calidad. Aunque el pienso sea básico es muy importante mirar su calidad, esta inversión dará muy buenos resultados a largo plazo. 


2️⃣ Los caballos necesitan otros nutrientes como proteínas, grasas, vitaminas y minerales que se encuentran en el pienso. 

👇🏼

Piensos: están constituidos por varios alimentos en diferentes porcentajes dependiendo de cada necesidad concreta. Son, una opción completa que puede cubrir las distintas necesidades. Pero no debemos olvidar el forraje! 

👇🏼

Forraje: Al menos el 70% de la dieta de un caballo está formada por fibra o forraje: hierba, heno, alfalfa, etc. El forraje es la parte más importante de la ración diaria del caballo y gracias al forraje conseguimos el bienestar del animal.  Igual que el pienso, el forraje debe ser de buena calidad. Para saber el contenido de los nutrientes, es necesario hacer un análisis pero a simple vista siempre hay que evaluar el olor, color y observar si hay presencia de moho o algunas hierbas malas.

¿Por qué es tan importante el forraje?


1. Masticación: el caballo solo puede producir saliva cuando mastica. Gracias a las fibras del heno el caballo mastica durante más tiempo que con el pienso.


2. Saliva: del primer punto viene el segundo, la saliva tiene un papel importante porque neutraliza la acidez del estómago. Previene problemas de estómago como las úlceras gástricas. 


3. Intestinos: asegura el equilibrio de la flora intestinal gracias a la fermentación.


3️⃣ La alimentación debe realizarse una hora antes o después de montar o hacer ejercicio. 

La digestión es un proceso importante que debe respetarse incluso en los animales. Por ello si tu caballo va a realizar algún tipo de actividad física, debes programar su alimentación para una hora antes o después de dicha actividad. No puedes alimentar a tu caballo antes o inmediatamente después de haber realizado un ejercicio. 


4️⃣ Vitaminas y minerales. Un caballo con una alimentación equilibrada dispone de las suficientes vitaminas a no ser que esté sometido a un trabajo duro o a condiciones extremas.

Los minerales son necesarios para el mantenimiento y el funcionamiento del esqueleto, del sistema nervioso y de los músculos. Éstos incluyen el calcio, el fósforo, el sodio, el potasio y el cloruro. Generalmente están contenidos en la mayoría de los alimentos de calidad.


Pero a veces los ingredientes del pienso no presentan todas las vitaminas necesarias para el buen desarrollo del caballo y entonces debemos equilibrar esta falta con el suministro de suplementos (un complejo de vitaminas básicas o según la necesidad individual).


5️⃣ Son sensibles a los cambios, por lo que cualquier modificación en su dieta debe introducirse lentamente. 





29 vistas